Cristina Bucsa, una tenista diferente: pasa de las redes sociales, no tiene patrocinadores y le apasiona la filosofía y la psicología

La victoria de la tenista española Cristina Bucsa fue la noticia positiva del día para la Armada. En su debut en el Open de Australia, se impuso a la alemana Eva Lys por 2-6, 6-0 y 6-2 para pasar a la segunda ronda, donde se medirá con la canadiense Bianca Andreescu.
Bucsa es una tenista algo diferente, como dejó claro con sus declaraciones tras su gran triunfo en Australia. En ellas, explicó el motivo por el que no tiene patrocinadores: «Me gusta ser libre. No necesito mucha ropa, con siete camisetas y siete pantalones o faldas me sobra. De lo contrario es un gran gasto», explicó.
Bucsa, nacida en Moldavia hace 25 años, se trasladó a la localidad cántabra de Torrelavega a los 3 años. Tras su exitoso debut, la española desveló su pasión por la lectura, la filosofía, la psicología y la ciencia en general. «Empecé a estudiar Psicología en la Uned, pero lo dejé porque me coincidían los exámenes con los Grand Slam. No me gusta hacer las cosas al 50%».
La tenista cántabra afirmó además que no usa las redes sociales. Solamente tiene Facebook para organizar las sesiones de entrenamiento con sus compañeras del circuito. «Estoy centrada en mí, no tengo que enseñar mi vida a otras personas. Mi vida es algo personal», explicó la tenista.
Cristina Bucsa viaja ahora solamente con su padre, que es el encargado de sus raquetas, que asegura que le duran mucho tiempo. «Mi padre es el que se encarga de mis cordajes, pero no cambio mucho. No sé qué tensión utilizo», añadió Bucsa.

Cristina Bucsa, una tenista diferente: pasa de las redes sociales, no tiene patrocinadores y le apasiona la filosofía y la psicología

La victoria de la tenista española Cristina Bucsa fue la noticia positiva del día para la Armada. En su debut en el Open de Australia, se impuso a la alemana Eva Lys por 2-6, 6-0 y 6-2 para pasar a la segunda ronda, donde se medirá con la canadiense Bianca Andreescu. Bucsa es una tenista algo diferente, como dejó claro con sus declaraciones tras su gran triunfo en Australia. En ellas, explicó el motivo por el que no tiene patrocinadores: "Me gusta ser libre. No necesito mucha ropa, con siete camisetas y siete pantalones o faldas me sobra. De lo contrario es un gran gasto", explicó. Bucsa, nacida en Moldavia hace 25 años, se trasladó a la localidad cántabra de Torrelavega a los 3 años. Tras su exitoso debut, la española desveló su pasión por la lectura, la filosofía, la psicología y la ciencia en general. "Empecé a estudiar Psicología en la Uned, pero lo dejé porque me coincidían los exámenes con los Grand Slam. No me gusta hacer las cosas al 50%". La tenista cántabra afirmó además que no usa las redes sociales. Solamente tiene Facebook para organizar las sesiones de entrenamiento con sus compañeras del circuito. "Estoy centrada en mí, no tengo que enseñar mi vida a otras personas. Mi vida es algo personal", explicó la tenista. Cristina Bucsa viaja ahora solamente con su padre, que es el encargado de sus raquetas, que asegura que le duran mucho tiempo. "Mi padre es el que se encarga de mis cordajes, pero no cambio mucho. No sé qué tensión utilizo", añadió Bucsa.

La victoria de la tenista española Cristina Bucsa fue la noticia positiva del día para la Armada. En su debut en el Open de Australia, se impuso a la alemana Eva Lys por 2-6, 6-0 y 6-2 para pasar a la segunda ronda, donde se medirá con la canadiense Bianca Andreescu.

Bucsa es una tenista algo diferente, como dejó claro con sus declaraciones tras su gran triunfo en Australia. En ellas, explicó el motivo por el que no tiene patrocinadores: «Me gusta ser libre. No necesito mucha ropa, con siete camisetas y siete pantalones o faldas me sobra. De lo contrario es un gran gasto», explicó.

Bucsa, nacida en Moldavia hace 25 años, se trasladó a la localidad cántabra de Torrelavega a los 3 años. Tras su exitoso debut, la española desveló su pasión por la lectura, la filosofía, la psicología y la ciencia en general. «Empecé a estudiar Psicología en la Uned, pero lo dejé porque me coincidían los exámenes con los Grand Slam. No me gusta hacer las cosas al 50%».

La tenista cántabra afirmó además que no usa las redes sociales. Solamente tiene Facebook para organizar las sesiones de entrenamiento con sus compañeras del circuito. «Estoy centrada en mí, no tengo que enseñar mi vida a otras personas. Mi vida es algo personal», explicó la tenista.

Cristina Bucsa viaja ahora solamente con su padre, que es el encargado de sus raquetas, que asegura que le duran mucho tiempo. «Mi padre es el que se encarga de mis cordajes, pero no cambio mucho. No sé qué tensión utilizo», añadió Bucsa.

Deja una respuesta