La marchadora María Pérez culmina el mal arranque de España en el Mundial de Atletismo

Mal inicio sin paliativos de la delegación española en el Mundial de Atletismo de Eugene (Oregon). Desde el primer momento se vio que el combinado elegido por la RFEA no podía aspirar a mucho, si bien la prueba de los 20 kilómetros marcha fue muy doloroso.
El caso de María Pérez, que llegaba a este Mundial con el número 2 del ránking, supuso un jarro de agua fría. A la granadina se le complicó mucho la prueba apenas a la media hora, cuando ya había recibido los tres avisos que le costaron una penalización de dos minutos.

😓 ¡Qué mala suerte!María Pérez tiene que parar dos minutos tras ser sancionada tres veces y pierde todas sus opciones de medalla.📲 https://t.co/0zKahuQqn0#AtletismoRTVE #WCHOregon22 pic.twitter.com/D6l659LS55— Teledeporte (@teledeporte) July 15, 2022
Visto el altísimo ritmo que habían impuesto la peruana García León (que logró un histórico oro para su país y rompió con el dominio chino, ganadoras de los últimos 5) y la china Quieyang en su lucha por la victoria hacía que ese castigo fuese prácticamente imposible de asumir.
El varapalo fue muy serio. El buen momento de forma que atravesaba Pérez a la llegada a Oregón la convertía en una firme candidata a medalla, pero los avisos llegaron muy pronto. Enseguida perdió el foco de la carrera, ya que tuvo que ir con mucho más cuidado para no verse excluida.
Pasada la hora de carrera recibió su cuarta sanción y, consecuentemente, acabó excluida. Tendrá que reponerse pronto, y que en apenas un mes disputará el Europeo en Múnich, donde volverá a salir entre las candidatas a podio.
KO en martillo y el 4×400 mixto
El día de competición comenzó con el capitán de la delegación, Javier Cienfuegos, en la prueba de lanzamiento de martillo. Con una marca de 74,25 metros, se quedó muy lejos del 79,38 que le hizo rozar el podio en los Juegos Olímpicos de Tokio. En la misma prueba, pero en categoría femenina, Laura Redondo, tampoco pasó a la final después de un lanzamiento de 68,77. La plusmarquista española (72 metros) lleva unos meses lejos de sus mejores actuaciones.
La prueba del 4×400 mixto se quedó muy cerca de la final. Iñaki Cañal, Sara Gallego, Óscar Husillos y Eva Santidrián acabaron cuartos en su serie, con un tiempo de 3:16.14. Especialmente esperanzador fue la actuación de Gallego, que hizo un gran crono en su relevo, y del siempre confiable Husillos, que partirá entre los firmes candidatos en los cuatro hectómetros.

La marchadora María Pérez culmina el mal arranque de España en el Mundial de Atletismo

Mal inicio sin paliativos de la delegación española en el Mundial de Atletismo de Eugene (Oregon). Desde el primer momento se vio que el combinado elegido por la RFEA no podía aspirar a mucho, si bien la prueba de los 20 kilómetros marcha fue muy doloroso. El caso de María Pérez, que llegaba a este Mundial con el número 2 del ránking, supuso un jarro de agua fría. A la granadina se le complicó mucho la prueba apenas a la media hora, cuando ya había recibido los tres avisos que le costaron una penalización de dos minutos. 😓 ¡Qué mala suerte!María Pérez tiene que parar dos minutos tras ser sancionada tres veces y pierde todas sus opciones de medalla.📲 https://t.co/0zKahuQqn0#AtletismoRTVE #WCHOregon22 pic.twitter.com/D6l659LS55— Teledeporte (@teledeporte) July 15, 2022 Visto el altísimo ritmo que habían impuesto la peruana García León (que logró un histórico oro para su país y rompió con el dominio chino, ganadoras de los últimos 5) y la china Quieyang en su lucha por la victoria hacía que ese castigo fuese prácticamente imposible de asumir. El varapalo fue muy serio. El buen momento de forma que atravesaba Pérez a la llegada a Oregón la convertía en una firme candidata a medalla, pero los avisos llegaron muy pronto. Enseguida perdió el foco de la carrera, ya que tuvo que ir con mucho más cuidado para no verse excluida. Pasada la hora de carrera recibió su cuarta sanción y, consecuentemente, acabó excluida. Tendrá que reponerse pronto, y que en apenas un mes disputará el Europeo en Múnich, donde volverá a salir entre las candidatas a podio. KO en martillo y el 4x400 mixto El día de competición comenzó con el capitán de la delegación, Javier Cienfuegos, en la prueba de lanzamiento de martillo. Con una marca de 74,25 metros, se quedó muy lejos del 79,38 que le hizo rozar el podio en los Juegos Olímpicos de Tokio. En la misma prueba, pero en categoría femenina, Laura Redondo, tampoco pasó a la final después de un lanzamiento de 68,77. La plusmarquista española (72 metros) lleva unos meses lejos de sus mejores actuaciones. La prueba del 4x400 mixto se quedó muy cerca de la final. Iñaki Cañal, Sara Gallego, Óscar Husillos y Eva Santidrián acabaron cuartos en su serie, con un tiempo de 3:16.14. Especialmente esperanzador fue la actuación de Gallego, que hizo un gran crono en su relevo, y del siempre confiable Husillos, que partirá entre los firmes candidatos en los cuatro hectómetros.

Mal inicio sin paliativos de la delegación española en el Mundial de Atletismo de Eugene (Oregon). Desde el primer momento se vio que el combinado elegido por la RFEA no podía aspirar a mucho, si bien la prueba de los 20 kilómetros marcha fue muy doloroso.

El caso de María Pérez, que llegaba a este Mundial con el número 2 del ránking, supuso un jarro de agua fría. A la granadina se le complicó mucho la prueba apenas a la media hora, cuando ya había recibido los tres avisos que le costaron una penalización de dos minutos.

😓 ¡Qué mala suerte!

María Pérez tiene que parar dos minutos tras ser sancionada tres veces y pierde todas sus opciones de medalla.

📲 https://t.co/0zKahuQqn0#AtletismoRTVE #WCHOregon22 pic.twitter.com/D6l659LS55

— Teledeporte (@teledeporte) July 15, 2022

Visto el altísimo ritmo que habían impuesto la peruana García León (que logró un histórico oro para su país y rompió con el dominio chino, ganadoras de los últimos 5) y la china Quieyang en su lucha por la victoria hacía que ese castigo fuese prácticamente imposible de asumir.

El varapalo fue muy serio. El buen momento de forma que atravesaba Pérez a la llegada a Oregón la convertía en una firme candidata a medalla, pero los avisos llegaron muy pronto. Enseguida perdió el foco de la carrera, ya que tuvo que ir con mucho más cuidado para no verse excluida.

Pasada la hora de carrera recibió su cuarta sanción y, consecuentemente, acabó excluida. Tendrá que reponerse pronto, y que en apenas un mes disputará el Europeo en Múnich, donde volverá a salir entre las candidatas a podio.

KO en martillo y el 4×400 mixto

El día de competición comenzó con el capitán de la delegación, Javier Cienfuegos, en la prueba de lanzamiento de martillo. Con una marca de 74,25 metros, se quedó muy lejos del 79,38 que le hizo rozar el podio en los Juegos Olímpicos de Tokio. En la misma prueba, pero en categoría femenina, Laura Redondo, tampoco pasó a la final después de un lanzamiento de 68,77. La plusmarquista española (72 metros) lleva unos meses lejos de sus mejores actuaciones.

La prueba del 4×400 mixto se quedó muy cerca de la final. Iñaki Cañal, Sara Gallego, Óscar Husillos y Eva Santidrián acabaron cuartos en su serie, con un tiempo de 3:16.14. Especialmente esperanzador fue la actuación de Gallego, que hizo un gran crono en su relevo, y del siempre confiable Husillos, que partirá entre los firmes candidatos en los cuatro hectómetros.