Luis Rubiales: "Con Gruconsa no tengo nada que ver"

El expresidente de la RFEF habla de todas sus polémicas en la entrevista con Ana Pastor en ‘El Objetivo’.

Luis Rubiales: "Con Gruconsa no tengo nada que ver"

El expresidente de la RFEF habla de todas sus polémicas en la entrevista con Ana Pastor en 'El Objetivo'.

Luis Rubiales, expresidente de la Real Federación Española de Fútbol, ha sido el protagonista de El Objetivo de este miércoles. En una entrevista con Ana Pastor desde República Dominicana, grabada justo un día antes de partir hacia España, ha roto su silencio sobre todas las polémicas que le rodean.

Aseguró que «nunca» ha amañado un contrato y dijo que no tiene «nada que ver» con la constructora Gruconsa, de la que la UCO calcula que entre 2019 y 2023 facturó 3,8 millones de euros a la RFEF y a la sociedad pública Estadio Cartuja de Sevilla.

«Jamás he amañado un contrato», afirmó el exdirigente federativo, además de asegurar no haber trabajado con Gruconsa durante su presidencia. También negó haber recibido mordidas. «Las afirmaciones que han hecho los medios y el dinero que tenía en mis cuentas, no tiene nada que ver. El dinero de mis cuentas es producto de mi trabajo y de mis ahorros», afirmó.

«No voy a cuestionar a las fuerzas del orden público, si tienen dudas las aclararemos. No tenemos el sumario. He sufrido 70 querellas estos años y en todas he demostrado las cosas. He estado en situaciones muy complicadas», expuso.

«Con Gruconsa no tengo nada que ver. Yo tengo supuestamente muchas manos derechas. Yo con la constructora no tengo nada que ver, no he trabajado con ella mientras era presidente de la Federación. Que haya presunción de inocencia, que parece que en España no hay. En cualquier situación mediática que he estado en los últimos tiempo no la ha habido y lo voy a aclarar todo», añadió.

Rubiales defendió su derecho a rehacer su vida en la República Dominicana y las dificultades que ha encontrado desde que dimitió como presidente de la RFEF: «Tenía unos ahorros, he trabajado muchos años. Todo el dinero que tengo está en mis cuentas y es producto de mi trabajo y de mis ahorros. Estaba tratando de empezar a hacer negocios aquí y en otros sitios».

«Firmé un contrato con una empresa coreana de NFTs, de 1,8 millones de dólares por tres años y en cuanto salió el primero me llamaron diciendo que habían recibido muchas presiones desde España y cancelaron el contrato. Me está siendo muy difícil, hasta ahora no tengo ingresos actualmente. He conocido gente y me gano la vida de manera honrada», dijo.

«Hace aproximadamente cinco meses me llamaron de mi banco para decirme que no querían trabajar conmigo. Hablé con mi amigo Nene, me dijo que iba a hacer un viaje aquí y que me viniera para mirar posibilidades de trabajo. No me apetecía seguir estando en el foco», afirmó sobre su marcha a República Dominicana.

«Yo amo mi país -añadió-, a mi gente, pero tengo que buscarme la vida de manera honrada para que mi familia salga adelante. Se está dando un tratamiento a este país de paraíso fiscal, pero todo el dinero que he transferido aquí ha cumplido un proceso de tratamiento antiblanqueo de capitales”.

Rubiales aseguró que su objetivo en República Dominicana eran «negocios hoteleros, de construcción, compraventa de inmuebles», pero que se encontró con que no le quieren dejar ganarse la vida «ni en el fútbol ni fuera de él».

«Tengo cuentas bancarias aquí desde hace tres meses, cuando era presidente de la Federación nunca. No tengo cuentas bancarias en ningún otro lugar que no fuera España. He declarado todo en España, mis ingresos venían del fútbol y de la venta de un piso. Hay mucha gente en el fútbol que gana mucho más de lo que yo ganaba, tenía mis ahorros declarados. No he pegado una mordida jamás, nunca en mi vida. Todo ha sido declarado debidamente», aseguró.

El expresidente de la Federación aseguró que no hubo nada ilegal en el contrato para que La Cartuja acogiera los partidos de la selección española: «Todo se hizo de forma impecable. No me voy a esconder, estoy convencido de que se ha hecho todo bien. Bajo el secreto de sumario hay una información que a mí no me ha llegado».

«El presidente de la Federación desde mi llegada no tiene el criterio para decir esa obra o esta otra, no designa la que se hace. Jamás he recibido pagos de esas operaciones. No se podrá demostrar jamás que tenga dinero en otros países en cuentas a mi nombre o de otras personas», aseguró.

Y habló sobre su relación con Nene, desligándose de negocios en común, ya que admitió que les ha sido imposible realizarlo: «A Nene le conozco desde hace 30 años, a él y a su mujer, una familia que quiero mucho. Siento enormemente por lo que están pasando, no entiendo por qué, supongo que por ser mis amigos. Es un empresario de largo recorrido en hoteles, en construcción».

«Él está aconsejado por su abogado pero en ningún caso me ha dado dinero de una obra. Aquí estábamos intentando hacer negocios juntos, pero es imposible, no puedo ni pagar una Coca Cola», añadió.

«Si se manipula como se ha manipulado el audio de Nene entiendo que se piensen esas cosas. Se dice en un contexto en el que parece que yo me voy a llevar dinero a cambio de algo. Tengo amigos desde hace muchos años, y habrá de mucha más gente en el que si hay una oportunidad… Hay llamadas en las que me dicen oye aquí puedes, se puede conocer gente, se puede construir… ¿Qué problema hay?”, explicó.

También explicó la relación con la empresa Kosmos y aseguró que no hubo oferta de Catar que pudiese competir con Arabia Saudí para la disputa de la Supercopa de España.

«Fue Kosmos quien trajo Arabia Saudí. Se sacó una noticia sabiendo que era falsa. Dijo que habíamos adjudicado a Arabia Saudí por un montante inferior al que nos daba Qatar y él sabía que era falso y estaba mintiendo. Por esas cosas nos han imputado. Cuando hay una denuncia te imputan o te llaman a declarar. Es falso que eligiéramos esa oferta habiendo otra mejor».

«El Gobierno no debe preocuparse de las grabaciones que puedan salir de mi teléfono. Conozco muy poco a Koldo García, he hablado con él tres o cuatro veces. Nos ha pedido entradas, como todos los políticos. Todos los partidos nacionales, no independentistas, salvo VOX que no nos han pedido entradas, el resto lo han hecho muchas veces. ¿Por qué me contactó Koldo? Era amigo de Aldama, presidente del Zamora, y me preguntaron que por qué no subía el Zamora en vez de otro equipo. No he esquivado nunca una explicación», añadió además sobre su posible vinculación con Koldo García.

Descarta que ejerciese «coacción» sobre Hermoso

El expresidente de la RFEF también habló sobre el polémico beso sin consentimiento a Jenni Hermoso y las posteriores coacciones por lo que está siendo juzgado. Rubiales descartó que ejerciese «coacción» sobre la futbolista en una conversación que aseguró duró «10 o 15 segundos» en el avión.

«Si eso es una coacción, cualquier conversación entre personas es una coacción. Quien vea las imágenes no puedo entender que alguien piense que es una agresión sexual. Se produce tras ganar un Mundial entre dos amigos, lo ha dicho la señora Hermoso. Con una pregunta, un agresor sexual no pregunta. En el contexto no había nada sexual. Ella me dice vale, incluso en un ‘storie’ lo reconoce», relató.

«La mayoría de la gente me dice por la calle que no hay nada. Ella salió de manera inmediata a decir que no había nada de agresión sexual. Hay una versión única por uno de los involucrados y otra persona cambia su versión. La señora Hermoso no lo hizo en el avión. Ella cambia y al día siguiente de aterrizar hablamos con el comisionado de FIFA y volvimos a decir lo mismo los dos. De las coacciones sólo hablé diez segundos con ella en el avión para salir a aclarar juntos porque nos lo pedían de comunicación. Ella dijo que quería disfrutar y ya. Si eso es coacción…», añadió.

Rubiales aseguró que su intención no es malmeter contra Jenni Hermoso, pero quiso dejar claro lo ocurrido posteriormente en el viaje a Ibiza que la Federación regaló a sus jugadoras.

«No estoy atacando. He verificado que ella dice que no hay nada y a los siete días, después del famoso viaje a Ibiza, dice otra cosa por escrito. Y después hay una denuncia de la Fiscalía, nos hemos enterado por la prensa para que haya un debate público y a día de hoy no tengo notificación de mis abogados. Ella tenía una opinión al principio, antes de hablar con nadie; luego cambió. Había una relación de amistad y euforia por ganar el Mundial», dijo.

Y también desmintió que el por entonces seleccionador Jorge Vilda, presionase a Jenni Hermoso. «Estoy seguro de que es falso que se coaccionara por parte de Vilda a Hermoso, no se podrá demostrar. Nadie de la Federación coaccionó. Igual intentaron hablar para ayudar. Yo también hablé con ella para salir los dos juntos a decir de manera pública lo que ya habíamos dicho. Nadie podrá demostrar que hemos coaccionado».

Rubiales destacó su papel para impulsar el fútbol femenino. «Cuando llego hay 40.000 licencias en fútbol femenino y me fui con 100.000. Contratamos médicos, cocineros, fisios. Cuando llego al Mundial contrato otro cocinero porque sólo había uno. (…) Querían que me cargara a Jorge Vilda sin motivo, porque no les llegaba el mensaje… En una llamada las tres capitanas me pidieron la cabeza de Vilda», desveló.

Y elogió el papel de Vilda. «Las llevó a ganar el Mundial, gracias a él se ganó. Aceptamos una situación muy dura, nos reinventamos, tuvimos que traer otras jugadoras. Las futbolistas tienen el 90 o 99% del mérito por su calidad, disciplina, buen comportamiento, pero los demás hemos llevado la expedición más completa del Mundial. Nuestro mérito es darles más que ninguna otra Federación».