Miles de paquetes rotos cubren las vías de tren en Los Ángeles en medio de una ola de robos en contenedores de carga (VIDEOS)

Miles de paquetes rotos cubren las vías de tren en Los Ángeles en medio de una ola de robos en contenedores de carga (VIDEOS)

«Estos delitos ferroviarios representan una grave amenaza para la seguridad de los ciudadanos, de nuestros empleados y de los agentes del orden público locales», asegura la compañía ferroviaria Union Pacific.

Miles de paquetes rotos cubren una sección de las vías del ferrocarril de la compañía Union Pacific en el centro de Los Ángeles como resultado de los robos que vienen perpetrándose en los contenedores de carga estacionados.

Cajas vacías y embalajes desmenuzados que contenían mercancías que nunca fueron entregadas a sus destinatarios están esparcidas hasta donde alcanza la vista. Señuelos de pesca o test de covid aparecen entre los desechos que dejan los ladrones, posiblemente por ser objetos de demasiado poco interés para llevárselos, informa CBS News LA, que grabó videos del lugar.

El problema persiste desde hace ya unos meses; en noviembre Union Pacific comunicó que la empresa estaba al tanto de los robos y que estaba trabajando junto con la Policía para erradicarlos.

Sin embargo, según los nuevos reportes, fuentes familiarizadas con el asunto aseguraron que las cerraduras que usa la empresa en sus instalaciones son fáciles de romper, mientras que desde el Departamento de Policía de Los Ángeles afirmaron que no responden a los informes sobre los robos en las vías a menos que la ayuda la solicite la propia Union Pacific. 

La zona afectada fue limpiada de escombros hace tres meses y luego nuevamente hace tan solo 30 días. Sin embargo, los intentos de la compañía por mantenerla sin desechos han fracasado. Mientras un equipo de limpieza intentaba reestablecer el orden el pasado 11 de diciembre, un grupo de ladrones apareció en escena para continuar con los saqueos. 

Los ladrones abren los vagones a todas horas para llevarse paquetes de Amazon, UPS y otros repartidores. Los agentes de Union Pacific intentan ahuyentar o detener a las personas que irrumpen en el área, pero de momento sus esfuerzos no son suficientes para poder frenar los ataques. 

«Union Pacific está muy preocupada por el aumento de los robos de carga en California y hemos tomado varias medidas para abordar esta actividad delictiva. Estos delitos ferroviarios representan una grave amenaza para la seguridad de los ciudadanos, de nuestros empleados y de los agentes del orden público locales», aseguró la compañía.

«Hemos aumentado la cantidad de agentes especiales de Union Pacific en patrulla, y hemos utilizado y explorado tecnologías adicionales para ayudarnos a combatir esta actividad criminal. También continuaremos trabajando con nuestros socios locales encargados de hacer cumplir la ley y con los líderes electos», concluye. 

Deja una respuesta