Tú a Mánchester y yo a Madrid: Haaland y Mbappé no cruzarán sus caminos

Con las ligas nacionales ya en sus últimas jornadas y las competiciones europeas a falta únicamente de sus tres finales, el mercado comienza a agitarse, con los clubes comenzando a planear la próxima temporada. Y los futbolistas que se espera que sean los dos grandes movimientos fueron los grandes protagonistas este lunes: Erling Haaland, que está a punto de cerrar su fichaje por el Manchester City, y Kylian Mbappé, cuya visita a Madrid hizo saltar todo tipo de rumores.
Haaland lo tiene ya prácticamente cerrado con el Manchester City, cuya opción se ha impuesto a la de Real Madrid y FC Barcelona. El conjunto de Pep Guardiola tiene dos grandes atractivos: un proyecto deportivo sólido y todo el dinero que puedan pedir el delantero noruego, sus representantes (las comisiones prometen batir récords) y el Borussia Dortmund (su cláusula es de 75 millones). El acuerdo entre todas las partes está tan cercano que no se descarta que se haga oficial en los próximos días, pues varios medios belgas aseguraron que ayer pasó el reconocimiento médico con el club inglés en Bruselas. Jan Aage Fjortof, persona muy cercana a la familia confirmó que el jugador se había decantado por elCity.

Finalmente se toma una decisión. Erling Haaland jugará en el Manchester City la próxima temporada. El equipo Haaland informó la semana pasada al Real Madrid y al Bayern de Múnich sobre su decisión. El último par de semanas ha sido todo sobre los detalles del contrato.— Jan Aage Fjørtoft 🏳️‍🌈 🇳🇴 💛💙 (@JanAageFjortoft) May 9, 2022
El Real Madrid era el gran rival del City, pero son varios los aspectos que han jugado en su contra. Por un lado, la prioridad de Florentino Pérez para este verano nunca ha sido Haaland, sino Kylian Mbappé, y los intentos de que el noruego se quede un año más en el Dortmund no han surtido efecto. Por otro, la buena situación deportiva del equipo blanco; campeón de Liga y en la final de la Champions, en el club no se considera imprescindible la llegada de un crack de tal magnitud, con el desembolso económico que ello supone, más teniendo en cuenta la más que probable llegada de Mbappé. Por último, está la temporada de Karim Benzema, a las puertas de su primer Balón de Oro y que ocupa la misma posición de Haaland, lo que podría provocar un conflicto.
El Barça se ha caído de la pelea por su delicada situación económica, el club no está en disposición de hacer un gasto tan importante, por mucho que Joan Laporta haya especulado con ello toda la temporada. El propio Xavi Hernández lo reconoció ayer cuando fue preguntado por su fichaje: «Para nosotros, muy difícil. Muy difícil por la situación económica. Es una realidad, no te voy a engañar», dijo el técnico, que reconoció haberse reunido con el noruego.
El protagonismo a la noticia del fichaje de Haaland por el Manchester City se lo robó horas después precisamente Mbappé, a quien se le vio comiendo en un conocido restaurante madrileño con Achraf Hakimi. De inmediato, los rumores sobre un posible viaje para cerrar el acuerdo con el Real Madrid se desataron.
El francés ya tiene decidido que no desvelará su futuro hasta que juegue su último partido con el Paris Saint-Germain (dentro de dos semanas) e incluso podría hacerlo tras los encuentros de Francia en la Liga de Naciones en junio. Sin embargo, su viaje tiene cierto carácter simbólico, dado que se produce justo después de que la semana pasada el diario galo Le Parisien (muy afín al PSG) afirmara que su renovación con la entidad parisina estaba muy próxima.
La madre y representante del jugador, Fayza Lamari, no tardó en desmentir la noticia a través de las redes sociales, pero su viaje a Catar (tierra de los dueños del club unos días antes no hizo más que hacer que la bola creciera.
Mientras, en el Real Madrid sigue imperando la tranquilidad, en la entidad se sigue confiando plenamente en que Mbappé vestirá de blanco la próxima temporada.

Tú a Mánchester y yo a Madrid: Haaland y Mbappé no cruzarán sus caminos

Con las ligas nacionales ya en sus últimas jornadas y las competiciones europeas a falta únicamente de sus tres finales, el mercado comienza a agitarse, con los clubes comenzando a planear la próxima temporada. Y los futbolistas que se espera que sean los dos grandes movimientos fueron los grandes protagonistas este lunes: Erling Haaland, que está a punto de cerrar su fichaje por el Manchester City, y Kylian Mbappé, cuya visita a Madrid hizo saltar todo tipo de rumores. Haaland lo tiene ya prácticamente cerrado con el Manchester City, cuya opción se ha impuesto a la de Real Madrid y FC Barcelona. El conjunto de Pep Guardiola tiene dos grandes atractivos: un proyecto deportivo sólido y todo el dinero que puedan pedir el delantero noruego, sus representantes (las comisiones prometen batir récords) y el Borussia Dortmund (su cláusula es de 75 millones). El acuerdo entre todas las partes está tan cercano que no se descarta que se haga oficial en los próximos días, pues varios medios belgas aseguraron que ayer pasó el reconocimiento médico con el club inglés en Bruselas. Jan Aage Fjortof, persona muy cercana a la familia confirmó que el jugador se había decantado por elCity. Finalmente se toma una decisión. Erling Haaland jugará en el Manchester City la próxima temporada. El equipo Haaland informó la semana pasada al Real Madrid y al Bayern de Múnich sobre su decisión. El último par de semanas ha sido todo sobre los detalles del contrato.— Jan Aage Fjørtoft 🏳️‍🌈 🇳🇴 💛💙 (@JanAageFjortoft) May 9, 2022 El Real Madrid era el gran rival del City, pero son varios los aspectos que han jugado en su contra. Por un lado, la prioridad de Florentino Pérez para este verano nunca ha sido Haaland, sino Kylian Mbappé, y los intentos de que el noruego se quede un año más en el Dortmund no han surtido efecto. Por otro, la buena situación deportiva del equipo blanco; campeón de Liga y en la final de la Champions, en el club no se considera imprescindible la llegada de un crack de tal magnitud, con el desembolso económico que ello supone, más teniendo en cuenta la más que probable llegada de Mbappé. Por último, está la temporada de Karim Benzema, a las puertas de su primer Balón de Oro y que ocupa la misma posición de Haaland, lo que podría provocar un conflicto. El Barça se ha caído de la pelea por su delicada situación económica, el club no está en disposición de hacer un gasto tan importante, por mucho que Joan Laporta haya especulado con ello toda la temporada. El propio Xavi Hernández lo reconoció ayer cuando fue preguntado por su fichaje: "Para nosotros, muy difícil. Muy difícil por la situación económica. Es una realidad, no te voy a engañar", dijo el técnico, que reconoció haberse reunido con el noruego. El protagonismo a la noticia del fichaje de Haaland por el Manchester City se lo robó horas después precisamente Mbappé, a quien se le vio comiendo en un conocido restaurante madrileño con Achraf Hakimi. De inmediato, los rumores sobre un posible viaje para cerrar el acuerdo con el Real Madrid se desataron. El francés ya tiene decidido que no desvelará su futuro hasta que juegue su último partido con el Paris Saint-Germain (dentro de dos semanas) e incluso podría hacerlo tras los encuentros de Francia en la Liga de Naciones en junio. Sin embargo, su viaje tiene cierto carácter simbólico, dado que se produce justo después de que la semana pasada el diario galo Le Parisien (muy afín al PSG) afirmara que su renovación con la entidad parisina estaba muy próxima. La madre y representante del jugador, Fayza Lamari, no tardó en desmentir la noticia a través de las redes sociales, pero su viaje a Catar (tierra de los dueños del club unos días antes no hizo más que hacer que la bola creciera. Mientras, en el Real Madrid sigue imperando la tranquilidad, en la entidad se sigue confiando plenamente en que Mbappé vestirá de blanco la próxima temporada.

Con las ligas nacionales ya en sus últimas jornadas y las competiciones europeas a falta únicamente de sus tres finales, el mercado comienza a agitarse, con los clubes comenzando a planear la próxima temporada. Y los futbolistas que se espera que sean los dos grandes movimientos fueron los grandes protagonistas este lunes: Erling Haaland, que está a punto de cerrar su fichaje por el Manchester City, y Kylian Mbappé, cuya visita a Madrid hizo saltar todo tipo de rumores.

Haaland lo tiene ya prácticamente cerrado con el Manchester City, cuya opción se ha impuesto a la de Real Madrid y FC Barcelona. El conjunto de Pep Guardiola tiene dos grandes atractivos: un proyecto deportivo sólido y todo el dinero que puedan pedir el delantero noruego, sus representantes (las comisiones prometen batir récords) y el Borussia Dortmund (su cláusula es de 75 millones). El acuerdo entre todas las partes está tan cercano que no se descarta que se haga oficial en los próximos días, pues varios medios belgas aseguraron que ayer pasó el reconocimiento médico con el club inglés en Bruselas. Jan Aage Fjortof, persona muy cercana a la familia confirmó que el jugador se había decantado por elCity.

Finalmente se toma una decisión.

Erling Haaland jugará en el Manchester City la próxima temporada.
El equipo Haaland informó la semana pasada al Real Madrid y al Bayern de Múnich sobre su decisión.
El último par de semanas ha sido todo sobre los detalles del contrato.

— Jan Aage Fjørtoft 🏳️‍🌈 🇳🇴 💛💙 (@JanAageFjortoft) May 9, 2022

El Real Madrid era el gran rival del City, pero son varios los aspectos que han jugado en su contra. Por un lado, la prioridad de Florentino Pérez para este verano nunca ha sido Haaland, sino Kylian Mbappé, y los intentos de que el noruego se quede un año más en el Dortmund no han surtido efecto. Por otro, la buena situación deportiva del equipo blanco; campeón de Liga y en la final de la Champions, en el club no se considera imprescindible la llegada de un crack de tal magnitud, con el desembolso económico que ello supone, más teniendo en cuenta la más que probable llegada de Mbappé. Por último, está la temporada de Karim Benzema, a las puertas de su primer Balón de Oro y que ocupa la misma posición de Haaland, lo que podría provocar un conflicto.

El Barça se ha caído de la pelea por su delicada situación económica, el club no está en disposición de hacer un gasto tan importante, por mucho que Joan Laporta haya especulado con ello toda la temporada. El propio Xavi Hernández lo reconoció ayer cuando fue preguntado por su fichaje: «Para nosotros, muy difícil. Muy difícil por la situación económica. Es una realidad, no te voy a engañar», dijo el técnico, que reconoció haberse reunido con el noruego.

El protagonismo a la noticia del fichaje de Haaland por el Manchester City se lo robó horas después precisamente Mbappé, a quien se le vio comiendo en un conocido restaurante madrileño con Achraf Hakimi. De inmediato, los rumores sobre un posible viaje para cerrar el acuerdo con el Real Madrid se desataron.

El francés ya tiene decidido que no desvelará su futuro hasta que juegue su último partido con el Paris Saint-Germain (dentro de dos semanas) e incluso podría hacerlo tras los encuentros de Francia en la Liga de Naciones en junio. Sin embargo, su viaje tiene cierto carácter simbólico, dado que se produce justo después de que la semana pasada el diario galo Le Parisien (muy afín al PSG) afirmara que su renovación con la entidad parisina estaba muy próxima.

La madre y representante del jugador, Fayza Lamari, no tardó en desmentir la noticia a través de las redes sociales, pero su viaje a Catar (tierra de los dueños del club unos días antes no hizo más que hacer que la bola creciera.

Mientras, en el Real Madrid sigue imperando la tranquilidad, en la entidad se sigue confiando plenamente en que Mbappé vestirá de blanco la próxima temporada.

Deja una respuesta